Playa Girón, Primera gran Derrota del Imperialismo en América

Menos de 72 horas duró la invasión mercenaria que prepararon la CIA y el gobierno de Estados Unidos para derrocar la Revolución Cubana, las incipientes Fuerzas Armadas Revolucionarias junto a fuerzas de la Policía, con el Comandante en Jefe, Fidel Castro, al frente, infligieron al imperialismo yanqui su primera gran derrota en América.
El costo fue alto, 157 muertos de nuestros combatientes y la población de la Ciénaga de Zapata, y más de 300 heridos. Los mercenarios tuvieron unos 89 muertos y mil 197 prisioneros, cambiados finalmente por compotas para niños en los meses siguientes. La jefatura de los mercenarios huyó sin combatir.
En todo el país desde el día 17 los principales seguidores de la contrarrevolución fueron retenidos como precaución para impedir la creación de una quinta columna en otros puntos del país, y las recién llegadas “cuatro bocas” tuvieron su bautismo de fuego frente al bombardeo de los aviones enemigos.
Con esos jóvenes artilleros y nuestros pilotos que, juntos abatieron la aviación enemiga, surgió en esa fecha el Día de la Defensa Antiaérea de las FAR, y el 18 con el repliegue que las fuerzas motomecanizadas obligaron a las tropas invasoras hacia la playa surgió el Día del Tanquista. Ambos cuerpos de nuestras FAR celebrar también hoy su 59 aniversario.
La Campaña Nacional de Alfabetización tampoco se detuvo, por el contrario, se incrementó la preparación del ejército de más de 100 mil brigadistas Conrado Benítez que ocuparía llanos y montañas, y aportaría también sus mártires frente al creciente bandidismo en varias regiones del país, antes de declarar en diciembre del propio 1961 a Cuba Territorio Libre de Analfabetismo
Mucho se ha escrito de lo que significó para Cuba y América Latina esta demostración de lo difícil que es derrotar a un pueblo unido en defensa de ideales revolucionarios, y mucho más habrá que escribir mientras el imperialismo se empeñe en nuevos intentos para retrasar la victoria de las luchas populares.
Playa Girón, o Bahía de Cochinos como le llamaban los invasores, cambió el ritmo de la Revolución Cubana, al quedar claro el verdadero enemigo al que nos enfrentábamos, lo cual obligó a la dirección del país a radicalizar el proceso, prepararse en lo interno y fortalecer sus alianzas en lo internacional para los próximos combates.
No pasó mucho tiempo, tan sólo un año después, en octubre de 1962, la conocida Crisis de Octubre pondría a prueba nuevamente la firmeza, fortaleza y valentía de la Revolución Cubana.

Etiquetas
Categoría
Eventos
RSS Minrex